Twitter / Reprodución

El Presidente Trump acusado de ‘traicionar’ a la nación rumbo a su impeachment

El Comité Judicial de la cámara baja sostiene que el presidente “traicionó a la nación al abusar de su alto puesto” y por ello recomienda que sea destituido

Donald Trump fue acusado de “traicionar a la nación” por la Cámara de Representantes al arrancar la semana histórica donde se convertirá sólo en el tercer presidente en ser formalmente sometido a un juicio político para su destitución.

El Comité Judicial de la cámara baja presentó su caso de impeachment contra Trump en un informe que sostiene que el presidente “traicionó a la nación al abusar de su alto puesto” y por ello recomienda que sea destituido [https://rules.house.gov/sites/democrats.rules.house.gov/files/CRPT-116hrpt346.pdf].

El informe difundido hoy detalla los delitos cometidos que llevaron al comité a aprobar los dos cargos formales -conocidos como artículos de impeachment- de abuso de poder y obstrucción del Congreso en su investigación. Trump, acusa, “impuso sus intereses personales y políticos sobre nuestra seguridad nacional, nuestras elecciones libres e imparciales, nuestro sistema de límites y equilibrios” y por lo tanto “el presidente Trump debería ser impeached y removido de su puesto”.

El informe, el cual no contiene nuevas acusaciones o revelaciones, presenta en detalle las conclusiones de las investigaciones y audiencias que se realizaron desde el 24 de septiembre cuando arrancó el proceso.  

Indica, en torno al primer cargo, que “cuando el presidente exige que un gobierno extranjero anuncie investigaciones contra uno de sus rivales políticos domésticos, corrompe nuestras elecciones”, en referencia al intento de manipular al gobierno ucraniano para sus propios fines políticos. En este intento, argumenta el informe, Trump cometió “múltiples delitos federales” incluyendo “soborno criminal” y “fraude”.

Sobre el segundo cargo acusa que las diversas maneras en que Trump ordenó la no cooperación de su Casa Blanca y varias agencias del ejecutivo con la investigación de la cámara son una obstrucción del Congreso contraria a los principios de “una sociedad democrática” y representan el tipo de poder de la realeza contra el cual “nuestros fundadores se rebelaron”.

Los republicanos del Comité Judicial incorporaron un documento disidente, rechazando los cargos y argumentando que el presidente no cometió ninguna violación que amerite su impeachment. 

Twitter / Reprodución
Un vez impeached, se inicia la última fase del proceso al prepararse un juicio político en el Senado

Por ahora se espera que el pleno de la cámara baja vote este próximo miércoles los cargos formales contra el presidente, para lo cual se requiere de una simple mayoría. Si son aprobados, tal como se espera con la mayoría demócrata en control de la cámara, Trump será sólo el tercer presidente en la historia del país en ser “impeached” (Richard Nixon hubiera sido el cuarto pero renunció antes de esta fase del proceso de destitución).  

Un vez impeached, se inicia la última fase del proceso al prepararse un juicio político en el Senado que sería realizado a principios del próximo año y donde en principio podría ser destituido. Sin embargo, ya que el Senado está bajo control del Partido Republicano y por ahora no hay indicios de una disidencia entre sus senadores, se pronostica que al final quedará absuelto.

Sin embargo, Trump no podrá evitar el daño político de pasar a la historia y ahora será siempre tildado con la palabra impeached a lado de su nombre. Cada día hay más medios que, en su postura editorial, se proclaman a favor del “impeachment” del mandatario, con por lo menos 12 rotativos nacionales y regionales, incluyendo el Los Ángeles Times, El New York Times, el Washington Post, USA Today, el Chicago Sun Times, el Orlando Sentinel y el San Francisco Chronicle.

Aún más preocupante para la Casa Blanca, un nuevo sondeo realizado por el canal de televisión favorito y que más apoya al presidente, Fox News, registró que más de la mitad de los estadounidenses (54 por ciento) creen que Trump debería ser “impeached”, y un 50 creen que debería de ser destituido.  

Por otro lado, el venerado ex director del FBI y la CIA, y ex juez federal William Webster, expresó hoy alarma por lo que llamó “una amenaza grave” contra el país, al acusar que Trump y sus subordinados están minando el principio “fundamental” del imperio de la ley.  En un artículo publicado en el New York Times, Webster alertó que “la integridad de las instituciones que protegen nuestro orden civil están, trágicamente, bajo asalto de demasiada gente cuyo trabajo debería ser protegerlas”, señalando en particular los ataques de Trump y de “mi amigo” el procurador general William Barr contra el FBI y otras partes del Departamento de Justicia.


*David Brooks, corresponsal de La Jornada en Nueva York

*La Jornada especial para Diálogos del Sur - Derechos reservados

Comentários